mayo 23, 2024

Mendoza - Argentina

Temperatura en Mendoza:

Mínima 4ºC | Máxima 8ºC

mayo 23, 2024

Mendoza - Argentina

Temperatura

Mínima 4ºC | Máxima 8ºC

5 Malbec de élite para celebrarlo como se merece

Ayer se celebró la 14° edición del Malbec World Day (MWD) con un concepto alineado con la sostenibilidad; “Better for the world” (mejor para el mundo), reflejando el espíritu de la industria hacia una vitivinicultura más sostenible y más consciente de la necesidad de preservar el entorno.

Hay muchas maneras de festejar el cumple del vino argentino más importante; el Malbec. Desde 2011 y por iniciativa de Wines of Argentina; la entidad encargada de promover el vino nacional en el mundo; el 17 de Abril es el día mundial del Malbec. Cabe destacar que un día como ese, pero de 1853, Domingo Sarmiento crea la Quinta Normal y la primer Escuela de Agricultura de Mendoza. También él fue quién contrató a Michel Aime Pouget; el agrónomo francés que trajo el Malbec al país; con el objetivo de mejorar la vitivinicultura local.

Desde entonces, cada año esta celebración pone en copa de todos al Malbec, el mejor vino que se elabora en la Argentina; donde está la mayor cantidad de hectáreas plantadas; 46.941. Así, el Malbec representa el 24.9% del total destinado para elaboración en el país y el 41.5% de la superficie de uvas tintas, siendo un año más la variedad más extensamente cultivada. De este modo, el Malbec Argentino (ya podemos decirle “argentino” aunque su origen esté en Francia) refuerza su liderazgo, habiendo incrementado su superficie en un 195% desde el año 2010. En términos de distribución por provincia, nuevamente, Mendoza encabeza el ranking con mayor superficie del varietal, con el 84.4% (39.635 ha), seguida de San Juan con el 6.19% (2.905 ha), y Salta con el 3.82% (1.793 ha). Asimismo, el Malbec Argentino continuó siendo la variedad con mayor producción en 2023, con 3230.996 qq, lo cual representa el 23.4% del total de uva ingresada a establecimientos para elaboración y, más específicamente, el 43.6% de las tintas aptas para elaboración. En lo que respecta a Mendoza se ubica primera en la producción de Malbec (81.84% del país), que -a su vez- significa el 28.54% del total de uva producida en esa provincia. San Juan, por su parte, ocupa el segundo lugar (9.53%), y en tercer lugar se encuentra Salta (4.26%).

Y si bien sus virtudes están fuera de discusión, el desafío es dejar de ser un cepaje original a nivel global, y pasar a ser considerado como uno de los mejores exponentes.

Para ello la comunicación y difusión internacional es fundamental para lograr el posicionamiento que el Malbec se merece.

Tiene todo para convertirse en una cepa global, ya que puede ser tanto protagonista de vinos fáciles de beber (entry label) como de grandes vinos de lugar y con mucho potencial de guarda. Y en el medio, ofrece un sin fin de opciones en cuanto a estilos y métodos de elaboración, porque no solo se lleva muy bien con el roble (siempre bien manejado para que la madera no domine al vino) sino también con las vasijas de cemento y las ánforas. También puede ser un tinto “liviano y fluido” como concentrado y voluptuoso. Y ni hablar de sus virtudes como vino rosado. Incluso hay algunos espumosos, dulces y hasta blancos.

Pero sin dudas son los tintos los más demandados por su gran virtud de vino encantador a la primera copa. Sin embargo, para lograr codearse con los vinos top del mundo, debe apuntar bien alto. Y eso es lo que están haciendo algunos Malbec, que podemos llamar de élite. ¿Qué es un Malbec de élite? dentro del segmento superior de la escala se pueden encontrar vinos excelentes, vinos excelentes con atributos diferenciales, grandes vinos y vinos de élite. Son aquellos que una vez que los vinos llegan a ese nivel, ya no importa su puntaje, las diferencias las marcan sutilezas, y la interpretación de los significados de esas sutilezas pueden variar mucho entre las personas. Pero lo que sí queda claro es que, un vino de élite es aquel que llegó a un nivel que solo puede ser superado por la naturaleza (el clima de la añada), ya que se entiende que los hacedores ya “encontraron el lugar” y la mejor manera de hacerlo. Varios de ellos ya han alcanzado los 100 puntos para la prensa internacional, y los otros van en el mismo camino. Y cuando lo logren, ya estarán en el selecto grupo en el que lo más importante ya no es la calificación de turno, sino su descripción y explicación reflejando todo el trabajo que hay detrás. Porque de estos vinos hay mucho para hablar, mucho para contar y mucho para compartir. Y si bien la escala tiene un límite, las palabras no.

Noemia 2020

Noemia, Río Negro, Alto Valle del Río Negro, Mainqué ($ 230.000)  

El viñedo está conformado por viñas de 1932 y tiene 1,5 hectáreas, dividido en cuatro parcelas que se manejan de forma independiente, optimizando la característica de cada suelo. Además, cada parcela es fermentada por separado en cuatro fermentadoras abiertas de roble francés, customizadas especialmente para Hans Vinding-Diers por la Tonelería Surtep. Desde siempre (primera cosecha, 2001) fue concebido como un vino de lugar por Vinding-Diers, y como pocos, lee la añada. Este 2020 ofrece aromas equilibrados, más rojos y más maduros que en el 2019, pero con paso mordiente fino y un final delicado. Su carácter de fruta es amplio y con todo bien equilibrado, con una personalidad que va más allá de la tipicidad varietal y habla del lugar. La textura es lo más interesante de este vino, y en la madera se nota su balance. Beber entre 2024 y 2028.  

95,5 Puntos Portelli

Credo Malbec 2021

Escala Humana, Mendoza, Valle De Uco, El Peral ($ 69.000)

Sin dudas, es uno de los grandes vinos nacionales en la actualidad. Se trata del tinto más puro elaborado por el joven enólogo Germán Masera quien pocas cosechas ya hizo un gran aporte, gracias a su visión, observación e interpretación de los lugares. Y en El Peral encontró un rincón único y esa expresión se siente en las copas. Aromas frescos y equilibrados, con una expresión sutil a frutos negros y hierbas silvestres. De paladar franco y hasta refrescante, consistente en su trago, con taninos finos que marcan su paso y un final jugoso que aporta persistencia. Hay un carácter distintivo en este Malbec. Beber entre 2024 y 2028.

96 Puntos Portelli

Volare 2020   

PerSe, Mendoza, Valle de Uco, Gualtallary ($ 125.000)

Este Malbec puro viene de una pequeña parcela de suelos calcáreos, de aromas expresivos y trago tenso, paladar franco, con notas de frutas negras y hierbas. Sus texturas son granulosas y resaltan su muy buena frescura. Dueño de un carácter frutal excepcional, joven y jugoso, con una fruta muy particular, de bayas dulces con hierbas. El mejor Volare hasta hoy. Beber entre 2024 y 2030.

96 Puntos Portelli

Zuccardi Piedra Infinita Gravascal 2019     

Familia Zuccardi, Mendoza, Valle de Uco, Paraje Altamira ($ 440.000)        

Este vino se elabora desde 2016, y siempre con uvas provenientes de una parcela con suelo intermedio (50 cm). De aromas austeros y algo compactos, más de frutas negras con dejos herbales. Su paladar es consistente y fresco, con más profundidad que su hermano (Supercal). Profundo y con un agarre diferente, buen cuerpo y fluidez, con texturas granulosas finas que resaltan su final de boca muy equilibrado. Un tinto con mucho carácter. Beber entre 2024 y 2030.      

97,5 Puntos Portelli

As Bravas El cepillo Malbec 2016    

Aleanna, Mendoza, Valle de Uco, El Cepillo ($ 80.000)         

Es lo último de Alejandro Vigil, que lo tenía bien guardado (65 meses en toneles). Al principio se percibe algo compacto en su mensaje, pero luego despliega un carácter vertical y con buena fruta de baya. Sorprendente que un vino de ocho años sea tan actual y se mantenga tan fresco y hasta tenso. Sus taninos son precisos y delicados, haciendo que sus expresiones también lo sean. Y sobre el final aparece el toque “classy” de la crianza. Beber entre 2024 y 2028.    

98 Puntos Portelli